Veracruz

Tres días sin luz y CFE no contesta; usuarios de colonias de Veracruz

Tres días sin luz y CFE no contesta; usuarios de colonias de Veracruz
Por Inés Tabal G. | Lunes, Marzo 21, 2022 |
Aparatos electrodomésticos descompuestos y cierre de negocios, fueron algunos problemas que causaron los apagones de luz en las colonias

Para realizar sus actividades en casa Ale Rodríguez Lobato tiene que iluminarse con la lámpara de su celular, son tres días que lleva sin el servicio de energía eléctrica; la joven asegura que ya reportó cuatro veces su problema a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y siguen sin atenderla.

Ale vive con su mamá y su abuela en la avenida Jiménez esquina Francisco Canal de la colonia Centro, de la ciudad de Veracruz, una de las 45 colonias que registraron afectaciones por los apagones desde el pasado 14 de marzo.

Aunque en algunos puntos de la ciudad el servicio se restableció casi de inmediato, en casa de Ale siguen viviendo a oscuras.

"Desde hace tiempo como que parpadeaba la luz, se iba y regresaba. Ese día que se fue la luz se fue en toda la colonia, pero regresó y en la madrugada se volvió a ir definitivamente y estuvimos todo el día sin luz", comenta la joven.

De acuerdo con lo relatado por Ale, creyeron que se trataba de un desperfecto en su medidor, pues el cable que conduce la corriente eléctrica estaba cortado, debido a las rachas de viento que se registraron el pasado 12 de marzo.

Tras este accidente decidieron contratar a un electricista para que reparara el cable dañado, sin embargo, eso no resolvió el problema, ya que asegura que la luz continuaba yéndose.

“El medidor se apagaba y se prendía, pero ya antier se apagó por completo. Los electricistas que llegaron nos dijeron que puede ser un desperfecto de arriba y eso lo tiene que venir a ver CFE, pero no han venido, ya hemos reportado como cuatro veces”, asegura.

Ale comenta que realizar las labores del hogar se vuelve complicado sin luz, pues tienen que iluminarse con las lámparas de los celulares y diario tienen que pedirle a los vecinos que les den permiso para cargarlos.

Señala que la comida y despensa que tenían se descompuso en la nevera, mientras que la comida que preparan tienen que guardarla en los refrigeradores de sus familiares.

“Nos dicen que en lo más breve posible venían, que ya no tardaban en pasar, que ya andaban en las calles reparando, pero ya tiene mucho y no han venido”, agrega Ale.

Negocios también fueron afectados

De acuerdo con el presidente local de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco-Servytur), Edil Alberto Martínez Tejeda, en la zona conurbada Veracruz-Boca del Río fueron afectados 30 negocios debido a los apagones que hubo en ambas ciudades con el ingreso del frente frío 35.

"La afectación principal es que no han podido abrir, por falta de energía eléctrica o por falta del suministro de agua", dijo Martínez Tejeda.

El empresario afirma que además de no poder prestar servicio o vender sus productos, en restaurantes o tiendas de alimentos, la mercancía se echó a perder y tuvo que reportarse como pérdidas.

Este fue el caso de Joel Vela Martínez quien tiene un negocio de mariscos en la colonia Primero de Mayo, sobre la avenida Vendrell, en la ciudad de Veracruz.

“Yo tuve que cerrar dos días, nos perjudica porque también hay que pagar la nomina de las personas”, comenta.

Aunque la luz se iba por lapsos de dos horas, ellos prefirieron dejar de trabajar por el temor de que sus aparatos electrodomésticos se descompusieran; no obstante, no dejó de pagar la nómina de sus dos empleados.

Una cuadra adelante del negocio de Joel está el puesto de tacos de Darío Vázquez, quien pese a los apagones no suspendió actividades, por lo que estuvieron trabajando un par de horas en la oscuridad, para evitar que la mercancía se les echara a perder.

“No suspendimos labores, pero no llegaba la gente como en otras noches, si nos afecta, porque hay veces que tu mercancía se echa a perder, pero qué podemos hacer, uno a veces se queja pero no hacen caso”, señala Darío Vázquez.

Darío lleva trabajando en la colonia Primero de Mayo más de 30 años, él tiene su residencia en la colonia Las Bajadas, en la zona poniente de la ciudad, donde también registraron fallas en el servicio de luz.

Por los bajones de luz que hubo se le descompuso su refrigerador, el cual ya había reparado unas semanas antes.

“Estaba la luz baja y así estuvo trabajando el refrigerador y se tronó, lo acabe de mandar a arreglar, por eso tuve que pagar mil 600 y otra vez tuve que pagar otros mil 600, y de esto no se hace cargo CFE”, comenta.

Apagones no son recientes

La familia Solís asegura que los apagones de luz en la colonia no son recientes y se pueden recordar de al menos cuatro años a la fecha.

“En los últimos cuatro años son más frecuentes los problemas con la luz, normalmente en los nortes es normal que se vaya la luz un rato, pero de un tiempo para acá cada vez son más frecuentes las fallas sin necesidad de nortes”, asegura Ricardo Antonio Solís.

La principal afectación que ellos tuvieron es que pararon sus actividades como clases en línea y su trabajo, pues a causa del corte de luz y para prevenir que no se descompusieran sus aparatos electrodomésticos, optaron por bajar la pastilla del centro de carga.

El presidente del Movimiento Renovador Democrático (MRD), Marco Antonio Moncayo Parra e ingenieros electricistas, realizaron un estudio sobre las consecuencias que trajo cambiar el cableado de cobre por aluminio.

Según lo publicado por medios de comunicación, en 2012 la CFE cambió el cableado de cobre por aluminio, esto debilitaba y restringía la infraestructura de la paraestatal, una de las razones de este cambio fue para detener los robos de cobre en colonias del país.

Según el estudio “Instalación de cable aluminio media y baja tensión zona Veracruz”, realizado por la asociación MRD, los empalmes de aluminio que cambiaron desde hace cinco años eran ineficientes, pues es un material menos resistente que el cobre.

E-Consulta Veracruz intentó comunicarse con el departamento de prensa de la CFE, para que explicaran el problema de los apagones, pero no se tuvo acceso a la solicitud.

“En aquel tiempo ellos (CFE) se escudaron que se estaban robando el cobre y eso es mentira pues es muy peligroso quitar un cableado de cobre, hace cinco años se metió el proyecto, con el paso del tiempo esto tenía que detonar y es lo que está causando ahorita los apagones”, asegura Moncayo Parra.

Aunque el aluminio es un conductor de energía no cuenta con la misma duración que el cobre, pues está expuesto al salitre que provoca que se deteriore más rápido, lo que causa las afectaciones, agrega.

Moncayo Parra menciona que este es un problema que puede causar accidentes, pues con los cortos circuitos pueden dañar a los transeúntes.

“No se debió poner aluminio en tensión media, porque aquí están las consecuencias; además los postes tienen el alambre fuera, hay otros que están torcidos, los transformadores están a punto de caerse”, agrega.

Otro de los problemas es que la CFE no brinda el mantenimiento adecuado a los transformadores, ni al cableado, por lo que el problema continúa.

CH

También puedes leer contenido acerca de...

Visitas: 277